#
Las mediciones del satélite TESS de la NASA han permitido a los astrónomos mejorar en gran medida su comprensión del extraño entorno de KELT-9 b, uno de los planetas más calientes conocidos. Ubicado a unos 670 años luz de distancia en la constelación Cygnus, KELT-9 b fue descubierto en 2017 porque el planeta pasó frente a su estrella por una parte de cada órbita, un evento llamado tránsito.
#
El Telescopio Espacial Hubble de la NASA capturó la impactante imagen, nunca antes vista, de un disco de formación planetaria de una estrella naciente proyectando su enorme sombra a través de la nube de una región de formación estelar distante, como si fuese una mosca revoloteando delante del haz de luz de una linterna proyectado sobre la pared.
#
Durante más de una década, los astrónomos han buscado planetas orbitando a AU Microscopii, una estrella cercana que sigue rodeada por un disco de desechos remanente de su formación. Ahora, usando datos del Satélite TESS y del ya retirado Telescopio Espacial Spitzer, unos científicos han descubierto un planeta tan grande como Neptuno que gira alrededor de la joven estrella en poco más de una semana.
#
Durante la mayor parte de la historia humana, nuestra comprensión de cómo se forman y evolucionan los planetas se basó en los ocho (o nueve) planetas de nuestro sistema solar. Pero en los últimos 25 años, el descubrimiento de más de 4.000 exoplanetas, o planetas fuera de nuestro sistema solar, cambió todo eso.
#
Como motores de fusión nuclear, la mayoría de las estrellas viven plácidamente desde cientos de millones hasta miles de millones de años. Pero cerca del final de sus vidas pueden convertirse en torbellinos locos, enviando lejos sus corazas y chorros de gas caliente. Los astrónomos han empleado la gama completa de capacidades de observación del Hubble para diseccionar esos fuegos artificiales locos que ocurren en dos nebulosas planetarias jóvenes cercanas.
#
Al detectar un destello de rayos X de una estrella muy joven usando el Observatorio de Rayos X Chandra de la NASA, los investigadores han restablecido la línea de tiempo para cuando estrellas como el Sol comienzan a emitir radiación de alta energía al espacio. Esto es significativo porque puede ayudar a responder algunas preguntas sobre los primeros días de nuestro Sol, así como algunas sobre el Sistema Solar de actual.
#
Vista aquí con increíble detalle, gracias al Telescopio Espacial Hubble de la NASA/ESA, se encuentra la galaxia de formación estelar conocida formalmente como PLCK G045.1 + 61.1. La galaxia, que aparece como múltiples puntos rojizos cerca del centro de la imagen, está siendo gravitacionalmente formada por un grupo de galaxias más cercanas, también vistas en la imagen.
#
Para probar la preparación del Telescopio Espacial James Webb para su viaje en el espacio, los técnicos le ordenaron con éxito que desplegara y extendiera una parte crítica del observatorio conocida como conjunto de la Torre Desplegable.
#
Nuevos resultados del telescopio espacial Hubble de la NASA/ESA sugieren que la formación de las primeras estrellas y galaxias del universo temprano tuvo lugar antes de lo que se creía. Un equipo europeo de astrónomos no ha hallado evidencias de la primera generación de estrellas, conocidas como “población III”, tras remontarse hasta cuando el universo tenía tan solo 500 millones de años de antigüedad.
#
Hace unos 3.500 millones de años, el agujero negro supermasivo en el centro de nuestra galaxia, la Vía Láctea, desató una enorme explosión de energía. Nuestros ancestros primitivos, ya en pie en las llanuras africanas, probablemente habrían presenciado esta llamarada como un resplandor fantasmal en lo alto de la constelación de Sagitario. Pudo haber persistido durante 1 millón de años.